English

Miguel González comenzó en la construcción de guitarras en el año 1935, no existiendo por aquel entonces en AlmerÌa ningún artesano dedicado a esta profesión de culto, por lo que por el taller de Miguel González pasaron los mejores guitarristas de la época. Miguel González fue contemporáneo de los Hermanos Moya, guitarreros almerienses que aprendieron el oficio de Antonio de Torres, permitiendo su indiscutible maestría sentar las bases de una sólida tradición guitarrera en Almería.

El hilo conductor de esta tradición lo recoge su hijo Juan Miguel González, quien se inició desde muy joven en este esmerado oficio de artesanos en el taller de su padre, introduciéndose así en el apasionante mundo de la construcción de la guitarra española y ampliando el legado artesanal de su progenitor. En su trabajo se combinan magistralmente la artesanía, lo iniciático, la innovación, la técnica, la investigación, la dedicación y el esmero; y en los materiales nobles, maderas y colas especialmente seleccionados, lo refinado y el alto potencial acústico.

cerrar x